Altitoy-Ternua 2015

15Normalmente, en las fechas en las que se celebra la Altitoy estamos enfrascados en el esquí de fondo y ese fin de semana se me hacía difícil renunciar a nuestras carreras para asistir al evento deportivo de mayor repercusión que organizamos en el Club. Este año me comprometí con Carlos, dado que, cuando se programó el calendario de esta temporada que está resultando tan loca en lo meteorológico, el fin de semana me caía fenomenal. Aunque luego las cosas han cambiado (coincidencia con los Ctos de Euskadi de fondo en Belagua), no dudé en cumplir con lo dicho.

Realmente, ha merecido la pena. Ha sido un fin de semana para vivir en directo la carrera más renombrada del Pirineo, para compartir el trabajo a destajo de los voluntarios, disfrutar de ese entendimiento transfronterizo y ser espectador en primera fila (helicóptero incluido) de un bello deporte pero, sobre todo, ha sido una oportunidad para palpar la satisfacción contagiosa de quienes participan en este evento. Las caras de felicidad de los “finishers”, del primero al último, al término de la prueba el último día, es el recuerdo más vivo que me llevo de este magnífico fin de semana.

He oído repetir muchas veces aquel propósito de Andoni Areizaga de que la Altitoy fuera la Behobia del esquí de montaña, este fin de semana he comprobado que, realmente, por el diseño del evento, la actitud de sus organizadores hacia el corredor y el sentimiento de los participantes, ese sueño es una realidad.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s